Reflexiones dentro de lugar. A propósito de una elección no fallida

Nos queda, desde hoy, ser críticos a López Obrador, porque desde ahí, desde la crítica, se construye, se abren espacios y se crea una verdadera oportunidad de cambio.

Para muchos, Andrés Manuel representa la oportunidad de un cambio que este país necesita, un respiro. Y no lo digo sólo en el sentido de quienes votaron por él, sino para el mismo sistema partidista, lo revitaliza, se vuelve a creer en la democracia occidental, representativa. Nos queda, desde hoy, ser críticos a López Obrador, porque desde ahí, desde la crítica, se construye, se abren espacios y se crea una verdadera oportunidad de cambio.

Quienes deben incidir en la realidad mexicana somos nosotros, no alguien más. Ello incluye darle el respeto que se merecen a nuestros hermanos venezolanos, a quienes, en lugar de señalarlos, habrá que pensar cómo apoyar a ese país desde donde nos encontramos. A partir de ahora muchas voces hablarán en plural, las más espero, porque incluso sus rivales se suman, aunque sea en discurso, al presidente electo.

Dos perdedores políticos, el PRD y el PRI, un PAN vilipendiado que hoy llamará al bipartidismo mexicano, México es el centro de análisis de todos los expertos con o sin estudios, será el tema de hoy junto a los resultados del mundial de fútbol.

Su agenda de Política Exterior se seguirá basando en principios propios del 89 Constitucional. Andrés Manuel querrá pasar a la Historia, de esa que se escribe con H mayúscula, ello se reflejará en el estilo personal de gobernar. Muchos tienen la esperanza, abarrotaron el zócalo mexicano con ese júbilo de quien siempre deseó triunfar y lo logró, quizá allí está la lección y un resultado que se pide a gritos se vuelva costumbre, siendo redundante: que los mexicanos se acostumbren a ganar.

Atención a la reorganización de los grupos de poder no formales como el narcotráfico, pero más atención a lo que a todos y cada uno de nosotros tenemos como misión. Desde las Relaciones Internacionales habrá que refrendar la misión crítica de explicar la realidad internacional para intervenir en ella, hoy es la oportunidad. Muchos de nosotros somos los nietos que acompañaron a los abuelos en sus marchas interminables y comenzamos a darle forma a nuestros sueños, por eso corremos, por eso sostenemos la idea de transformación, de que hay una alternativa, somos presente, construyamos presente y como enseñaba el buen Zemelman, no permitamos que el cadáver de la Historia pase frente a nuestros ojos y nosotros permanezcamos inmovilizados, construyamos presente, insisto…

*Foto: Redes, Marcelo Ebrard, 2018

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: